Home

Álbum Blanco, el histórico disco doble de The Beatles, cumple medio siglo

21 noviembre 2018 Actualidad Música


El misterio que guardaban sus tapas blanquísimas era un imán en las vidrieras de las disquerías tucumanas (había varias). Había que tenerlo en casa y los hermanos juntamos peso a peso para poder comprarlo.

Desde que por fin llegó a nuestras manos, bastante tiempo después de su edición, el famosísimo “Álbum Blanco” de The Beatles con sus dos long plays no paró de sonar en el equipo Ken Brown con consola ultramoderna que mi hermano le había adosado.

Eso sí, esperábamos que padre y madre salieran para poder poner el volumen al palo. Había que desentrañar nuevos sonidos, climas, letras; había que balancear el ánimo, explorar los contrastes. Fascinarse con estrépito de Helter Skelter”, reflexionar con “Julia” o pensar profundo con “While my guitar gently weeps”.

Cincuenta años después, pese a haber girado hasta el cansancio, en nuestros vinilos del “Álbum Blanco” la púa todavía se desliza sin registrar ni una sola ralladura: esa es la prueba de nuestra devoción por esta música rompiente.

La historia

En 1968 The Beatles habían conseguido lo que cualquier músico, en cualquier época, hubiera deseado. Habían pasado solo años del lanzamiento de “Please please me”, y ya eran considerados el mayor fenómeno pop-rock de todos los tiempos.

John LennonPaul McCartneyGeorge Harrison y Ringo Star necesitaban vivir nuevas experiencia o reencontrarse consigo mismos, y asistieron al curso de meditación trascendental con el Maharishi Mahesh Yogi, en Gales, apunta Enrique Cabrera Rochera desde la Spanish Beatles Page.

Las clases duraron una semana, en el transcurso de la cual Brian Epstein apareció muerto en su casa tras haber ingerido demasiadas pastillas para dormir. Se juntaron tantos problemas que a principios de 1968, The Beatles viajaron a la India para iniciarse en la meditación trascendental con el Maharishi.

No duraron mucho en el país asiático, al descubrir que el Maharishi no era el tipo de persona que decía ser y volvieron a Inglaterra. Pero el aislamiento y la lejanía de las preocupaciones occidentales propiciaron que John y Paul escribieran muchas canciones. De hecho, entre los cuatro Beatles trajeron 32 canciones de la India, y el carácter acústico de muchas de ellas se reflejó en las históricas sesiones de grabación de Esher (en la casa de Harrison).

Cantidad y calidad

Entonces decidieron publicar un álbum doble que ofreciera cantidad y calidad. Los motivos eran varios: los talentos individuales se empezaban a sentir encorsetados en la estructura del grupo. El “Álbum Blanco” se desarrolló como un esfuerzo conjunto donde cada uno reclamó su propio espacio en el disco, y el sello EMI les impuso la cuota de cada uno en el contrato.

La tapa multicolor del álbum anterior, “Sgt. Pepper”, había sido tan copiada que se fueron al extremo de la portada blanca, despojada, con el nombre “The Beatles” troquelado y con un número de serie. Sin embargo, en el interior había un póster, cuatro fotos color y las letras de las canciones. El nombre original sería “A dolls house”: fue el primero que publicó Apple, y vendió en EEUU dos millones de copias la primera semana. 

Si bien George Martin, el productor, habría preferido tener menos canciones en un long play sencillo y magnífico, The Beatles no lo dejaron salirse con la suya. Para muchos melómanos de generaciones diversas el “Álbum Blanco” es el mejor en la historia del grupo. Para otros tantos quizá no sea el mejor, pero nadie pone en duda de que es el más cautivante.

Final anunciado

Si el disco doble cumple 50 años, es también el aniversario del comienzo del final anunciado de The Beatles.

Los fans tenían claro que la separación sólo era una cuestión de días (algunos meses después del lanzamiento del disco, los Beatles se reunieron para una sesión de fotos sin saber que sería el último encuentro entre los cuatro).

Cada día mejor

A lo largo de 50 años fueron lanzadas varias remasterizaciones del “Álbum Blanco”, pero la presente Edición Aniversario es mucho más jugada. Giles Martin, hijo del megaproductor George Martin, realizó la remezcla junto con el ingeniero Sam Okellcon cada instrumento y cada voz, y se incluyen más de cuarenta grabaciones inéditas. Escucharlas medio siglo después revela las transformaciones musicales y humanas de la mítica banda en pleno regreso a sus raíces rockeras.

La conclusión es inevitable, pese a los años transcurridos: The Beatles cada día suenan mejor y, aunque entonces estaban a punto de separarse para siempre, el poco tiempo que hicieron música juntos les sobró para cambiar para siempre la historia.

El original | The Beatles (White Album) se grabó entre el 30 de mayo y el 13 de octubre de 1968, y el lanzamiento fue en noviembre de 1968. Los temas:
– Back in the USSR
– Dear Prudence
– Glass Onion
– Ob-La-Di Ob-La-Da
– Wild Honey Pie
– The continuing story of Bungalow Bill
– While my guitar gently sweeps
– Happiness is a warm gun
– Martha my dear
– I’m so tired
– Blackbird
– Piggies
– Rocky Racoon
– Don’t pass me bye
– Why don’t we do it in the road
– I will
– Julia
– Birthday
– Dear Blues  – Mother’s natures song
– Everybody´s got something to hide except me and my monkey
– Sexie Sadie
– Helter Skelter
– Long Long Long
– Revolution 1
– Honey Pie
– Savoy Truffle
– Cry baby cry
– Revolution 9
– Goodnight

> Pioneros | Entre el heavy metal y lo acústico
El Álbum Blanco es el más rockero en la discografía de Los Beatles. Contiene ingredientes esenciales de la historia del rock, que marcan el inicio de la etapa más madura de la banda. Canciones como “While my guitar gently weeps”, “Back in USSR”, ”Helter Skelter” y “Happiness is a warm gun” fueron sin duda la vanguardia del rock más pesado de la década del 70. Pero al mismo tiempo, da a conocer la faz más íntima y sensible de la banda con las canciones acústicas. Con “I Will” y “Julia”  John Lennon y Paul McCartney (respectivamente) parecen haber competido por escribir la canción más melancólica posible.

 

Síguenos y Danos Like

,

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial