Home

¿Dejas todo para después? –los genes pueden ser los culpables, al menos para las mujere

11 julio 2019 Actualidad Curiosidades


Si la declaración de impuestos aún no está terminada, la limpieza de la casa se pospuso hasta la próxima semana y aún tienes pendiente pedir la cita al médico, tus genes podrían ser los culpables del retraso, al menos si eres mujer.

Mediante una serie de análisis genéticos y cuestionarios, investigadores de la Universidad Ruhr Bochum y la Universidad Técnica de Dresde, en Alemania, descubrieron que si bien algunas personas tienden a posponer acciones, en las mujeres, este rasgo está asociado con una predisposición genética hacia un nivel más alto de dopamina en el cerebro.

Mujeres LGBT tienen un mayor riesgo de consumo de sustancias en la adolescencia temprana

El papel de la dopamina

Para llegar a sus conclusiones, el equipo de investigación estudió el genotipo de 278 hombres y mujeres, con particular interés ​​en lo que se conoce como el gen de la tirosina hidroxilasa (gen TH). Dependiendo de la expresión de este gen, los cerebros de las personas contienen diferentes cantidades de neurotransmisores de la familia de las catecolaminas, a la que pertenece el neurotransmisor dopamina.

En las pruebas realizadas, los investigadores no pudieron identificar esta correlación en los hombres.

Adicionalmente, equipo utilizó un cuestionario para registrar qué tan bien los participantes pudieron controlar sus acciones, encontrando que las mujeres con un control de acción más pobre tenían una predisposición genética hacia niveles más altos de dopamina.

Si alguien tiende a posponer las tareas o las aborda directamente, depende de la capacidad del individuo para mantener una intención específica de actuar sin ser distraído por factores interferentes, y la dopamina puede ser crucial en este proceso.

El neurotransmisor dopamina se ha asociado repetidamente con el aumento de la flexibilidad cognitiva en el pasado, y aunque esto no es fundamentalmente malo, con frecuencia se acompaña de una mayor distracción.

Las mujeres son más susceptibles

Estudios anteriores han revelado diferencias específicas de género entre la expresión del gen TH y el comportamiento. Aunque la relación aún no se entiende completamente, la hormona sexual femenina estrógeno parece jugar un papel.

Si bien algunas personas tienden a posponer acciones, en las mujeres, este rasgo está asociado con una predisposición genética.

El estrógeno influye indirectamente en la producción de dopamina en el cerebro y aumenta el número de ciertas neuronas que responden a las señales del sistema de dopamina. Por lo tanto, explican los investigadores, las mujeres pueden ser más susceptibles a las diferencias genéticas en los niveles de dopamina debido al estrógeno, que, a su vez, se refleja en el comportamiento.

Algunas mujeres podrían ser más susceptibles al trastorno de estrés postraumático que otras

El equipo de investigación pretende, en estudios futuros, estudiar hasta qué punto el nivel de estrógeno influye realmente en la relación entre el gen TH y el control de acción. Esto requeriría un análisis más detallado del ciclo menstrual y las fluctuaciones asociadas en los niveles de estrógeno de los participantes.

Además de la dopamina, el gen TH también influye en la norepinefrina, otro neurotransmisor importante de la familia de las catecolaminas. Los investigadores planean en estudios posteriores examinar el papel que desempeñan estos dos neurotransmisores en el control de la acción.

Referencia: Genetic Variation in Dopamine Availability Modulates the Self-reported Level of Action Control in a Sex-dependent Manner. Social Cognitive & Affective Neuroscience, 2019. http://dx.doi.org/10.1093/scan/nsz049


shares
Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial